Busca tu centro 910 323 790 607 70 54 34
Contacto
Campus Virtual

Claves para ser un buen diseñador de interiores

Descubre cómo puedes ser un buen diseñador de interiores, escoge la formación adecuada y transforma tu pasión en tu profesión. ¡Entra e infórmate!
como-ser-buen-diseñador-interiores

    Claves para ser un buen diseñador de interiores

    El diseño de interiores no es solo una profesión, es un arte que va mucho más allá de la simple decoración ya que implica entender tanto las necesidades como el estilo de vida de los clientes. No solo se trata de crear espacios funcionales y estéticamente agradables, ser un buen diseñador de interiores implica que sabes cómo responder y cómo crear espacios interiores que destaquen y satisfagan las necesidades de tus clientes.

    El diseño de interiores es, por tanto, una profesión artística que no solo requiere la formación adecuada, que se puede conseguir con un buen curso de Diseño de Interiores, sino que también implica la necesidad de que tengas habilidades creativas y un criterio estético desarrollado y trabajado. En este artículo te damos algunas claves más para que sepas como llegar a ser un buen diseñador de interiores, ¿te lo vas a perder? ¡Empezamos!

    Entender las necesidades y estilo de vida del cliente

    De esto ya hemos hablado en la introducción, lo primero que tiene que hacer un buen diseñador de interiores es saber cómo responder a las necesidades y al estilo de vida de sus clientes. Por eso es importante que, antes de comenzar cualquier proyecto, el diseñador haga una entrevista exhaustiva al cliente para conocer y entender cuál es su estilo de vida, sus gustos e incluso sus aspiraciones.

    Este enfoque personalizado es lo que distingue a un buen diseñador de interiores de uno malo o que solo cumple con lo básico para este trabajo. Gracias a este tipo de perspectiva, como diseñador de interiores vas a poder crear espacios impactantes y atractivos que respondan a las necesidades del cliente y que, sobre todo, sean funcionales y se adecuen a su estilo de vida.

    Habilidades de comunicación y presentación de proyectos

    Por otra parte, tu capacidad de comunicación y cómo trasladar tus ideas a los clientes son muy importantes si quieres llegar a ser un buen diseñador de interiores, ya que es así como puedes captar su interés y conceptos complejos a gente que, aunque pueda tener conocimientos, no es experta en la materia. Así, nos encontramos con dos partes clave a este respecto:

    • Claridad y adaptabilidad en la comunicación. Como diseñador de interiores debes ser capaz, como decimos, de dar explicaciones claras y concisas. Es necesario que tengas capacidad para exponer ideas, conceptos y decisiones de diseño de manera que el cliente lo entienda. En este sentido, es importante que puedas adaptarte a distintos clientes, situaciones y contextos. No todos los clientes son iguales y algunos te lo van a poner más difícil que otros.
    • Presentaciones que impacten. La otra parte importante sobre comunicación es la presentación de tus proyectos. Existen muchas herramientas para crear conceptos de interiorismo que capten la atención de los clientes y debes ser capaz de manejarlas adecuadamente para crear presentaciones que dejen huella. En este sentido, es importante tener habilidades de diseño gráfico y conocimiento de herramientas de diseño 3D.

    Actualización constante en tendencias y materiales

    Otro de los puntos clave para hacer un buen trabajo en interiorismo es mantenerse al tanto de tendencias y nuevos materiales. El mundo del diseño de interiores es un ecosistema cambiante, que evoluciona y muta constantemente, similar a lo que pasa en la moda, los gustos y las tendencias evolucionan con el paso del tiempo. Lo que ayer era un trend, hoy está pasado de moda.

    Mantenerte al tanto de todo lo que se cuece en el campo del diseño de interiores va a hacer que puedas ofrecer soluciones modernas y de vanguardia a tus clientes. Así, es necesario estar en constante formación para ser un buen diseñador de interiores y hacer que tus creaciones estén a la par con las expectativas del mercado.

    Además, explorar nuevas tendencias y materiales, tecnologías y tipos de diseño impulsa creaciones originales e innovadoras. Esto es algo fundamental en un mercado tremendamente competitivo en el que, si quieres destacar, tienes que adelantarte a tus competidores. Piensa que los clientes suelen buscar profesionales al tanto de lo último de lo último y que les ofrezcan diseños frescos y modernos.

    La importancia de la funcionalidad y la estética

    La funcionalidad debe estar por encima de muchas cosas, ya que, al final, una casa es un espacio que habitar y este debe ser cómodo para quienes lo hagan. Obviamente, cuando hablamos de diseño, estamos también hablando sobre estética. Así, nos encontramos con una pequeña batalla que hay que librar para poder ofrecer las mejores soluciones a los clientes. EN este sentido, hay algunos aspectos a tener en cuenta, como, por ejemplo:

    • Organización del espacio. El diseño del espacio debe estar adaptado a las necesidades y actividades diarias del cliente. Así, es imprescindible adecuar la disposición de muebles, la circulación o el espacio de almacenamiento para maximizar la eficiencia del espacio.
    • Comodidad y practicidad. Un espacio funcional garantiza que los espacios sean cómodos y prácticos sin renunciar a la estética y a lo visual del mismo. Una buena iluminación, por ejemplo, puede dar comodidad y aportar estética a un espacio dentro de una casa.
    • Estética y emociones. En diseño de interiores, cuando hablamos de estética no solo estamos hablando de lo visual, sino también de emociones y sensaciones. Colores, texturas, muebles, son algunos elementos a tener en cuenta y que acomodar con la funcionalidad de un espacio.

    Manejo de presupuestos y plazos de entrega

    Como hemos comentado antes, el interiorismo es competitivo y necesitará que puedas destacar a nivel creativo o de conocimientos, y también tendrás que aplicarte en presupuestos y tiempos de entrega. Considerando esto, debes elaborar presupuestos detallados, considerando los costes de materiales y los distintos servicios profesionales.

    Al mismo tiempo, también es necesario garantizar a los clientes un plazo de entrega realista y cumplirlo. Por eso, una de las habilidades que necesita un buen diseñador de interiores es el de la capacidad de planificación. De esta manera, mediante una gestión eficiente del tiempo se pueden coordinar todas las fases del proyecto, desde la conceptualización hasta la ejecución final.

    Icono Chat

    ¡Fórmate en Curso de Diseño de Interiores!

    Descarga gratis la guía formativa Guía

    Estudia en Campus Training y ¡conviértete en diseñador de interiores!

    Una de las claves para ser un buen diseñador de interiores es encontrar la formación adecuada. Una preparación que te de todo lo que necesitas para destacar en este ámbito. En Campus Training te ofrecemos nuestro curso de Diseño de Interiores, que combina la teoría y la práctica para conseguir todos los conocimientos y habilidades necesarios para ser un buen diseñador de interiores.

    Empieza ahora tu camino hacia la excelencia de la mano de Campus, de la mano de los mejores profesionales y expertos del sector del interiorismo y ¡descubre un mundo de posibilidades creativas! Ponte en contacto con nosotros ya para recibir más información y para que puedas resolver todas tus dudas. ¡Conviértete en un experto del diseño de interiores y haz realidad los sueños de tus clientes! ¡Te esperamos!

    ¿Sabes cual es tu vocación?

    Este test sí. ¡Revela tus cartas!

    Img_1
    ¡Adivínalo gratis!
    Recibe información gratis sobre Curso de Diseño de Interiores
    No pierdas la oportunidad de formarte en Campus Training
    • Por favor, escribe un número entre 0 y 90.
    • Este campo es un campo de validación y debe quedar sin cambios.

    Nuestros sellos de calidad

    Indicador ARDAN 2022
    Sistema Nacional de Empleo