Busca tu centro 910 323 790 607 70 54 34
Contacto
Campus Virtual

Montar un rincón de estudio en casa: teletrabajo en tiempos de coronavirus

Cómo montar un rincón de estudio en casa: ¡aprovecha hasta el espacio más pequeño! Aprende a crear tu "habitación propia" para el teletrabajo.
montar un rincón de estudio en casa, Montar un rincón de estudio en casa: teletrabajo en tiempos de coronavirus

    Montar un rincón de estudio en casa siempre es una buena idea. Para el teletrabajo, las clases online o las oposiciones, contar con un espacio específico es algo básico para el éxito. ¡Aprende a crear el tuyo propio!

    A finales de los años 20 del siglo XX, la escritora Virginia Woolf reivindicaba la necesidad de las mujeres de tener su propio espacio (físico e inmaterial) y sus propios ingresos para poder escribir. Lo hacía en su obra «Una habitación propia», un ensayo fundamental en la historia del feminismo, la literatura y los avances sociales.

    Y es que tener un lugar propio para el trabajo, el estudio y la creatividad es actualmente un pequeño lujo. Las viviendas actuales son bastante reducidas, y normalmente no  hay demasiado espacio libre. Pero lo cierto es que se puede montar un rincón de estudio en casa en muy pocos metros, para poderlo utilizar en condiciones excepcionales (por ejemplo, el confinamiento por la pandemia causada por el coronavirus) y en nuestra rutina habitual.

    Vamos a ver cuáles son las claves esenciales que debe tener este espacio, cómo equiparlo con recursos económicos y fáciles de encontrar y qué no debe faltar en nuestro rincón para ser tan funcional como acogedor. ¡No querrás salir de él!

    Dónde montar un rincón de estudio en casa: ¿cuánto espacio necesito?

    La respuesta a esta pregunta es: poco. En realidad, menos del que te imaginas. Puedes habilitar un rincón en la habitación, el salón o incluso la entrada, siempre que cumplan con las condiciones adecuadas. Y una de ellas es, precisamente, el espacio. Piensa que debe caber una mesa de 79 x 50 cm, como mínimo.

    Además de la mesa, necesitarás una silla ergonónomica que te permita pasar bastante tiempo sentado sin que tu espalda se resienta. Una silla del tamaño más pequeño ocupa unos 50 cm de fondo, más otros 40 que debe tener por detrás para poder sentarse con comodidad. Sumados a los 50 cm de fondo de la mesa, el espacio necesario debe tener unos 140 cm de fondo por 80 cm de ancho. En total: necesitarás un espacio mínimo de 1,12 metros cuadrados.

    Estas son las dimensiones más ajustadas, que te permitirán montar un rincón de estudio en casa en cualquier espacio desaprovechado. Puedes elegir una esquina del salón, la pared de la ventana del dormitorio (estas paredes son muy interesantes: la altura de la ventana se suele ajustar a la de las mesas y la luz natural no se paga con dinero), una zona del recibidor que quede libre… ¡Incluso en la cocina!

    Pero si quieres que tu rincón de estudio o trabajo incluya más elementos, tendrás que ser más ambicioso. Puedes añadir un book o una cajonera con ruedas, una estantería de pared para los libros (si la cuelgas sobre la mesa no ocupará más espacio) o una mesa con encimera más grande: 120 cm, 150 cm… Si normalmente utilizas otros dispositivos además del ordenador (impresora, escáner, mesa de luz, tableta gráfica…), necesitarás una mesa grande o una mesita auxiliar para colocarlos.

    Despejar el espacio para montar un rincón de estudio en casa está a tu alcance. Aunque no lo creas, muchos de los «trastos» que te rodean no son tan necesarios… Si quieres saber cómo aprender a tirar lo que te sobra y ampliar tu casa, mejorando su decoración y tu estilo de vida, no te pierdas este interesante artículo. Está lleno de trucos prácticos que te ayudarán.

    Icono Chat

    ¡Fórmate en Curso de Diseño de Interiores!

    Descarga gratis la guía formativa Guía

    Un rincón «de quita y pon» con muebles plegables

    Una de las opciones para crear tu espacio de trabajo personal en casa es, como has visto, utilizando muebles específicos. Pero si el espacio realmente cuenta en tu casa, es posible que el rincón de estudio tenga que ser «de quita y pon». Es decir: un lugar donde puedas estudiar y trabajar en determinados momentos, pero que pueda desmontarse de inmediato para despejar la zona.

    Si te interesa esta idea, puedes recrearla fácilmente con estas soluciones:

    • Una mesa de estudio abatible. Es tan fácil como coger un tablero resistente (por ejemplo, un tablero de DM melaminado y canteado en blanco de 100 x 50 cm y 18 mm de espesor) y fijarlo a la pared con unas bisagras plegables, o instalar una mesa plegable en kit. Cuando no la uses, podrás bajar la tabla para que quede alineada con la pared.
    • Una silla de estudio plegable. ¡Sí, existen! Podrás plegarla cuando no la uses y guardarla en el armario, bajo la cama… El modelo Ergochair, por ejemplo, es una estupenda elección. De hecho, en 2019 fue calificada como una de las 5 mejores sillas ergonómicas.

    No te pierdas este vídeo donde descubrirás lo fácil que es colocar una mesa abatible en cualquier rincón. ¡La solución ideal!

    Para no tener que estar colocando el flexo cada vez que tengas que trabajar o estudiar con poca luz, tienes la opción de instalar un aplique en la pared. Los hay extensibles, que se pliegan y recogen cuando no se necesitan y aportan un toque industrial a la decoración. ¿Otra opción? Si hay una estantería sobre el rincón de estudio, puedes colocar una lámpara con pinza. Solo tienes que enchufarla y cerrar la pinza sobre una de las baldas para poderla utilizar.

    Hágase la luz… ¡LED!

    La invención de la lámpara incandescente (bombilla para los amigos) por parte de Thomas Alba Edison supuso una auténtica revolución en los hogares. ¡Por fin había una luz de mejor calidad en las casas, sin llama, aceite o gas! Actualmente esta tecnología ha pasado a mejor día frente a otras soluciones mucho más eficientes.

    A la hora de montar tu rincón de estudio en casa, lo mejor es apostar por la luz natural. Pero como esto no siempre es posible, tendrás que añadir luz artificial para poder utilizarlo en cualquier momento del día. La tecnología LED es hoy la más empleada: es económica, las bombillas duran muchísimo y ofrecen mil opciones de color, temperatura de luz, regulación…

    En el flexo o aplique coloca una bombilla LED con luz natural, similar a la luz del sol que entra por la mañana, y una temperatura de unos 4.000 grados Kelvin. Si puedes, utiliza una que permita regular la intensidad (regulable o dimable) para graduarla según el momento del día.

    ¿Sabías que hoy hay bombillas inteligentes que se controlan desde el móvil? Antes eran carísimas, pero hoy las puedes adquirir desde unos 12 euros. Una vez colocadas, solo tienes que conectarlas a la red WiFi y descargar la app en tu móvil o tablet. Estas bombillas permiten cambiar de luz natural a cálida (para crear ambiente y descansar) o fría (cuando se necesita mucha precisión). Y algunas llevan modo RGB y cambian de color; cuando quieras hacer una fiesta… ¡Ya tienes luz de discoteca!

    Montar un rincón de estudio en casa: la importancia de la intimidad

    Si vives en una casa con una habitación y la compartes con alguien, seguro que sabes de lo que te hablo. Es muy, muy complicado intentar trabajar cuando hay otra persona cerca, que probablemente también tenga sus propios proyectos. Hay que compartir espacio, wifi, silencio… Vamos, una utopía.

    Por eso es tan importante que cada uno tenga su propio lugar. Intentad estudiar o trabajar en ámbitos distintos: el dormitorio, el salón o incluso la cocina, si no hay más remedio. La solución de la mesa abatible de la que te hablaba más arriba es una magnífica opción para aprovechar rincones, por pequeños que sean.

    Hazte con unos auriculares con micrófono de buena calidad e intenta que tus compañeros lo hagan también. Reduciréis el ruido al mínimo y no tendréis que dar voces para que os oigan. Si hay posibilidad, un biombo, una cortina improvisada o una mampara pueden crear una separación temporal que te dará esa sensación de privacidad tan importante para todos.

    ¡Aprende a solucionar problemas de espacio como un profesional!

    ¿Se te ocurren más ideas para montar un rincón de estudio en casa? Entonces, tienes madera de diseñador de interiores. Puede ser el punto de partida para escoger una trayectoria laboral encaminada a reformar, renovar o crear espacios en el hogar o en el negocio. El diseño de interiores es una profesión creativa, fascinante y con muchas opciones laborales.

    Puedes trabajar como profesional independiente, realizando proyectos para distintos clientes (¡incluso desde tu propia casa!). También tienes la opción de trabajar en un estudio, una tienda de decoración, una escuela de interiorismo o como estilista para revistas y catálogos. Pero antes de seguir con el cuento de la lechera, hay que dar el primer paso: escoger una buena formación.

    El Curso de Diseño de Interiores de Campus Training te ayudará a hacerte con todas las herramientas para trabajar como profesional de la decoración y el interiorismo. Y como la situación actual impide acudir a clase, tienes la opción de apostar por la formación a distancia y estudiar desde tu casa, con tu portátil y todos los medios que los centros ponen a tu alcance.

    Te invito a rellenar el formulario que verás en este artículo para recabar más información (sin compromiso por tu parte). Encontrarás un curso completo con una metodología premiada, los mejores docentes y la opción de realizar entre 60 y 300 horas de prácticas profesionales en establecimientos del ramo. No lo dejes para mañana y hazte con el control de tu vida: ¡fórmate para triunfar!

    ¿Sabes cual es tu vocación?

    Este test sí. ¡Revela tus cartas!

    Img_1
    ¡Adivínalo gratis!
    Recibe información gratis sobre Curso de Diseño de Interiores
    No pierdas la oportunidad de formarte en Campus Training
    • Por favor, escribe un número entre 0 y 90.
    • Este campo es un campo de validación y debe quedar sin cambios.

    Nuestros sellos de calidad

    Indicador ARDAN 2022
    Sistema Nacional de Empleo